8 recomendaciones para llevarse bien con los compañeros de trabajo

Identificar el problema, poner límites, mantener distancia y  no quejarse, son algunos consejos para que los problemas no afecten el rendimiento en el trabajo 

Aunque estemos contentos con nuestras funciones y las condiciones laborales, el llevarnos mal con algún compañero puede generar malestar e incluso repercutir en nuestras funciones. Al fin y al cabo, los compañeros, como la familia, no los elegimos.

El portal de empleos infoempleo.com da una serie de consejos para solucionar los conflictos laborales y aprender a lidiar con quien te cae mal.

8 pasos que te ayudarán a mejorar la situación

1. Identifica cuál es el problema

Si se trata de una persona conflictiva que se lleva mal en general con toda la plantilla o es algo más personal. Quizá esa persona está atravesando por algún problema personal, tal vez estemos malinterpretando su comportamiento y no quiere hacernos daño a propósito o simplemente se trata de su actitud. Debemos identificar por qué nos cae mal, para poder actuar en consecuencia.

2. Analiza tu comportamiento con esa persona

A lo mejor, sin darnos cuenta, estamos siendo demasiado severos y su actitud con nosotros es consecuencia de algún episodio que le ha molestado y del que no somos conscientes.

3. Habla abiertamente con tu compañero

Lo mejor es hablar directamente con esa persona, con calma y en privado. Pregúntale si tiene algún problema contigo y de qué se trata e intenta conocer y entender su punto de vista. Puede que estemos malinterpretando las señales y que con una conversación se resuelva.

4. Dar menos importancia a la situación

Hay que ser conscientes de que al trabajo se va a trabajar, y que es prácticamente imposible llevarse bien con todo el mundo. Una cosa son las relaciones personales y otras las laborales, y tus compañeros de trabajo no tienen por qué ser tus amigos. Por eso, lo mejor es mantener la actitud positiva y no tomárnoslo como un problema grave. Se trata de que no afecte a nuestra autoestima y esa persona no nos haga perder el control de nuestras emociones.

5. Haz bien tu trabajo

Es importante concentrarte en tu propio trabajo y no descuidar tus tareas. Nunca hay que dejar de lado tus capacidades como buen trabajador; no permitas que su actitud se refleje en tus resultados. Además, hacer bien tu trabajo te hará sentir mejor.

6. Pon límites y actúa cuanto antes

No hay que dejar pasar las situaciones hostiles, porque pueden generar frustración y alimentar rencor. Tampoco dejes que se aprovechen de ti. Hay saber decir no y reaccionar. Si te sientes paralizado ante estas situaciones, ensaya posibles respuestas a distintas situaciones con alguien cercano. Eso sí, siempre hay que responder con educación y sin levantar la voz. Y si añades una sonrisa, mejor.

7. Mantén la distancia

Si no ha sido posible solucionar la situación conversando, lo mejor es reducir el contacto con esa persona y mantener la distancia, así lograremos no saturarnos. Si no hay más remedio que tratar con ella, evita entrar en temas polémicos y discusiones. Lo aconsejable es ser políticamente correcto y diplomático.

8. No te quejes todo el rato

Empeorará tu humor y tu percepción de la situación. Además, supone un gasto de energía innecesario. Evita también criticar a esa persona delante de tus compañeros. Es desagradable y podría volverse en tu contra.

Si la situación se agrava y comienza a afectar a tu rendimiento, puedes probar a hablar con un superior para tratar la situación. Al fin y al cabo, pasamos muchas horas en el trabajo y no debemos permitir que un compañero genere en nosotros un auténtico malestar laboral que ponga en riesgo nuestra salud mental.

Puedes ver: 

     50 preguntas más frecuentes en una entrevista laboral

Categoria: 

Trabajos destacados en Bolivia

SIX Comercio Exterior
Santa Cruz
IC NORTE
Santa Cruz
FUNDACION NATURA BOLIVIA
Santa Cruz
Ascender consultores
Beni
VIPAZ Distribuidora de Productos Veterinarios
Santa Cruz